miércoles, 18 de marzo de 2020

Mikados negros y blancos



Esta receta es una receta hecha más que nunca para los peques de la casa, y es que la situación tan de película que estamos viviendo por el dichoso coronavirus, nos ha obligado como bien sabéis a quedarnos en casa. Ya en la entrada anterior reflexioné un poco sobre ésta situación, sobre lo positivo que debemos sacar de éste tiempo, pero la realidad es que el estar confinado en casa....no es nada fácil, y los peques tan acostumbrados a tener miles de actividades, de repente se ven sin un plan, sin su rutina diaria...y aunque afortunadamente la mayoría no siente miedo (bendita inocencia) , sí que se aburren con facilidad

Por ello, éstos mikados son perfectos, son como hacer una manualidad comestible ya que con la masa la trabajaremos como si fuese plastilina y después darle el baño con el chocolate es super divertido. Así que anotad bien y poneos manos a la obra...que el buen rato está asegurado y además están riquísimos.

INGREDIENTES:

  • 200 gr de harina normal
  • 40 ml de aceite de oliva suave
  • 35 gr de azúcar
  • 75 ml de agua
  • 1/2 cucharadita de sal
  • 1/2 tableta de chocolate con leche postres
  • 1/2 tableta de chocolate blanco postres
  • Esencia de vainilla (opcional)
  • Aceite de girasol

Mezclamos la harina con la sal. A continuación añadimos el aceite, el agua, el azúcar, la vainilla (si le echamos) y removemos bien. En el mismo bol  integramos y pasamos a la encimera para amasar durante unos 3 a 5 minutos y formamos una bola.
Precalentamos el horno a 180ºC. Cogemos pequeñas porciones de masa y la vamos estirando (haciendo churritos como con la plastilina) haciéndola rodar,  intentando hacerlos lo más finos posible. Los disponemos en la bandeja del horno sobre papel y horneamos durante 15 minutos, o hasta que los veas doraditos. Después calentaremos el chocolate, poniéndolo en un bol con un chorrito de aceite de girasol y lo metemos en el microondas de 20 en 20 segundos hasta que se derrita. Mojaremos los palitos y los dispondremos sobre papel de horno para después refrigerarlos y que endurezca el chocolate. 
Y ya los tenemos listos, son divertidos de hacer y están muy ricos. 

Ánimo con la situación , que aunque es dura, por el desconocimiento, por la privacidad de relaciones sociales, familiares, por la prohibición de salir de casa, por ver cómo están muriendo personas a nuestro alrededor, ...debemos ser responsables y estamos demostrando que somos solidarios y pasará, saldremos de ésta y valoraremos todo aún más. Y pensad con cariño y admiración  en nuestros mayores, pues como dice mi tita Victoria..."Yo es la primera vez que vivo una pandemia, pero viví una guerra y fue muy triste y desoladora". 

La receta original la tomo prestada de Sugar Crown...¡gracias!

No hay comentarios: